Fotos de XIX Vuelta Ibérica en ULM 2010.

El Club de vuelo de ultraligeros de Villanueva de Gállego en Zaragoza, dió la bienvenida  a los participantes de la XIX edición de la Vuelta Ibérica en Ulm 2010, que organiza AEPAL, durante los días 2, 3 y 4 de Agosto. Compartimos jornadas de aviación con actividades turístico-lúdicas y culturales.

El programa organizado propuesto por Aepal y organizado por los miembros del club de vuelo de Villanueva fué muy atractivo. La visita volando a  la Base Aérea de Zaragoza y las instalaciones del Ala 15, Ala 31 su simulador de vuelo, pese al cierzo, que nos acompañó durante toda lo jornada, ni impidió cumplir la ilusión de todo piloto. 

Durante la mañana del día 2, fueron llegando los participantes procedentes del Campo de Vuelo de Fuenterrobles (Valencia). Entre todos los participantes, un anfitrion de lujo destaba. El condominio de un avión del Ejército del Aire con su tripulación está presente en esta edición, se trata de una avioneta Beechcraft F-33 Bonanza (E-24) del 42 Grupo de Fuerzas Aéreas Españolas.

En esta primera galeria de fotos, podemos ver, el resumen de la llegada al campo de vuelo de Villanueva de los participantes. En la comida de recibimiento de todos ellos, tuvimos la oportunidad de intercambiar experiencias de vuelo y conocer las destrezas de esta edición, con el vuelo desde la península, hasta el Aeródromo mallorquín de Son Bonet y el Campo de Vuelo de Binissalem.

El equipo del club, encargado de la organización, pensó que el mejor momento para visitar y concer la capital aragonesa fuese por la tarde. Así que con gusto mostraron el impresionante patrimonio histórico y artístico, resumiendo lo mejor y más notable que se podia ver en las pocas horas que disponíamos. Y nada mejor que comenzar juto al río Ebro, visitando su edificiomás emblemático, la Basílica del Pilar en la plaza del mismo nombre. El grupo se hizo la foto que diera fé de haber estado en el lugar.

Paseando por las calles proximas a la plaza del Pilar, pudieron contemplar otros monumentos de diferentes estilos presentes en muchos rincones de la ciudad de las cuatro culturas. Disfrutaron de un ambiente típico por las calles que forman el núcleo del casco histórico, muy típico y significativo.

Antes de tomarnos el descanso merecido del paseo, contemplamos un espacio en el que se muestran las ruinas del antiguo teatro romano de Zaragoza, Teatro de Caesaragusta.  Fué uno de los principales de la Hispania romana con un aforo de casi 6.000 espectadores.

Cumplimentada la visita a pie por la ciudad, degustamos  una atractiva cena en el hotel Reino de Aragón,  en el mismo centro de la ciudad. Acto seguido,  briefing de entrada en la Base Aérea, aclarando dudas el personal militar competente desplazado para el acto.

Amaneció en día 3 con el viento típico que recorre todo el valle del ebro, ” Cierzo”,  de componente NO. Pese a su presencia, no impidió acudir volando a visitar la Base Aérea de Zaragoza cumpliendo el programa previsto.

Disponíamos de una ventana de aterrizaje muy pequeña de tiempo. Todo salió a la perfección, tanto por parte de los pilotos como de las instrucciones del controlador  nombrado para esta situación.

Fuimos recibidos a pie de pista por el Coronel Navarro Zapata y los jefes de las unidades que se encuentran en ese recinto militar.

Estacionados los casi 22 aviones en la plataforma de aparcamiento, se inició el programa previsto de visita y actividades para las 55 personas que acudimos.

En la Jefatura del Ala 15, el General de la Base Aérea de Zaragoza Francisco Molina Miñana nos dio la bienvenida e hizo una breve descripción sobre la historia, las capacidades y las unidades ubicadas en la misma.

A continuación, el coronel Jefe del Ala 15 Fernando de la Cruz Caravaca nos detalló las particularidades de su unidad, tras lo que se inició un recorrido por sus instalaciones y la visita a un F18, con la correspondiente foto de grupo.

En el Ala 31, fuimos recibidos por el coronel Alfonso Otero Goyanes, que nos expuso el trabajo que realiza esta unidad, acompañándonos a las distintas dependencias donde se desarrolla este, visitamos el simulador de vuelo del C-130, el museo de la unidad y la visita a un avión Hércules.

Tras la comida en las instalaciones del Real Aeroclub de Zaragoza, sobre las 18:00 h. las aeronaves emprendieron vuelo de regreso sin novedad a Villanueva de Gállego, dando así por finalizada la jornada. 

En la galeria de fotografías siguiente, podemos ver los momentos mas relevantes de la visita a la Base Aérea de Zaragoza.

 

Tras un breve descanso, iniciamos un recorrido por el tapeo maño en sus zonas principales, Casco Viejo y El Tubo. Deteniéndonos en los sitios más recomendables gastronómicamente hablando.

Y para acabar el día, no podía faltar la visita al popular café cantante con espectáculos de cabaret de Zaragoza “El Plata”. Fué un local de referencia de la ciudad de Zaragoza comienzos de los años 40.

Su fama se extendió por toda España y es, en la actualidad, el café cantante más antiguo de Europa. Así que era una visita obligada y que no podían perdérsela, al menos, una vez en la vida.

Prueba de ello se puede ser en la siguiente galeria de fotos.

 

Inevitablemente, todo llega a su fin. Así que las jornadas de la Vuelta Ibérica en Ultraligero 2010 en tierras Aragonesas, y haber disfrutadode su compañía durante estos días, permaneceran por mucho tiempo en nuestro recuerdo.

Después de un desayuno en las instalaciones del club de vuelo de Villanueva de Gállego. Despedimos a pié de pista a los integrantes de la vuelta ibérica camino de León. Esperamos un reencuentro no muy lejano de todos aquellos que deseen volar hasta nuestra localidad.

Desde estas líneas queremos agradecer a todas las personas participantes en la vuelta ibérica que han  facilitado todo el esfuerzo y apoyo a la hermosa tarea para que el recuerdo de este día quede guardado en la memoria de nuestro corazón.  Fué un verdadero placer estar y trabajar con todo vosotros y que hayais tenido la oportunidad de conocer nuestras instalaciones, a los integrantes del club y nuestro maravilloso entorno.